martes, 28 de julio de 2020

Qué cubren las garantías

Es importante saber que cualquier producto nuevo que adquiramos tiene una garantía de dos años; si es de segunda mano, la garantía será de un año. Durante este periodo de tiempo tenemos una serie de derechos, como consumidores, que nos cubren posibles desperfectos o problemas de ese producto. Muy importante, conservar el tique de compra. Pero veamos algunos ejemplos de casos, que nos han ocurrido a muchos de nosotros, y qué debemos hacer.

·   Compro un vehículo y a los pocos días da problemas. Si el coche tiene defectos ocultos, estos tienen que manifestarse durante los primeros seis meses de compra. Además, es muy importante saber que durante el tiempo que el vehículo está en reparación, la garantía queda en suspenso.

 

·    Adquisición de un teléfono. Si en el contrato de compra de un teléfono aparece una cláusula que nos obliga a renunciar a reclamar, debemos saber que esa cláusula es nula por abusiva; el consumidor siempre tendrá derecho a reclamar, lo contrario sería renunciar a sus derechos legales.

 

·       Televisión con problemas. Es importante distinguir si el producto está en garantía o no. Si un técnico tiene que desplazarse a nuestro domicilio para repararlo, si estamos en periodo de garantía, todos los gastos ocasionados por la reparación de este objeto deben ser gratuitos para nosotros; no nos pueden cobrar por ello.

En caso de que el técnico nos exija el pago de la reparación, ese importe debemos repercutirlo al vendedor; él es el que debe responder. Del mismo modo que nunca debe decirnos que llamemos nosotros al fabricante del producto, ya que es él quien debe hacerse cargo de esa gestión.

 

·      Compra de ropa. Si has visto, antes de pagar la prenda, que tiene algún deterioro y crees que puedes arreglarlo, es viable que negocies con el vendedor el precio a convenir. Sin embargo, si te has llevado la prenda y en casa descubres que está deteriorada, debes volver a la tienda, siempre con el tique de compra. La primera opción es sustituir la prenda por otra similar, si no es posible, una de similares características y, si finalmente esto tampoco es posible, la rebaja o devolución del importe del producto.

 

·    El establecimiento se niega a hacerse cargo de los gastos de reparación de la lavadora que hemos  comprado. Podemos arreglarlo nosotros, pero repercutir los gastos, si estamos en periodo de garantía, al vendedor. Si este se niega, debemos hacer un procedimiento de reclamación ante la Oficina del Consumidor.

 

También existe la posibilidad de que el producto sea imposible de reparar; en este caso, se debe sustituir por otro igual o de similares características. Cualquier opción siempre debe ser gratuita para el consumidor.

 

·      Peritaje. Para demostrar que un producto, en periodo de garantía, no funciona bien, y en caso de que el vendedor diga que lo hemos desgastado por el uso, será necesaria la realización de un peritaje de un técnico cualificado, que realizará esta valoración para determinar las causas por las que ese equipo no funciona.

 

·      Reparaciones con garantía de tres meses. Todas las reparaciones están garantizadas por tres meses, independientemente del tiempo de garantía que le quede al equipo o producto que hayamos comprado, siempre y cuando el aparato no haya sido manipulado por terceros.

 

En el caso de los coches, la garantía de reparación es de tres meses o 2.000 kilómetros recorridos desde la fecha de entrega del vehículo.


lunes, 6 de julio de 2020

¿Lo sabes todo de las rebajas?

Estamos en plena época de rebajas; el afán por adquirir productos a un precio más económico que durante el resto del año provoca que muchas veces, como consumidores, realicemos compras innecesarias o que actuemos sin conocer nuestros derechos y obligaciones. ¿Cuáles son los plazos para hacer devoluciones?, ¿está obligado el establecimiento a hacer rebajas?, ¿cómo debe indicarse que un producto está rebajado? Resolvemos estas y otras cuestiones que, sin duda, nos interesan a todos.


No comprar compulsivamente. El hecho de que los productos estén rebajados puede inducirnos a comprar de forma impulsiva. Es aconsejable no dejarse llevar por las “gangas” ni “perder la cabeza” comprando cosas que no nos hacen falta. De lo contrario nos encontraremos, al llegar a casa, con productos que, a la hora de la verdad no nos convencen, lo que provocará en muchas ocasiones tener que realizar devoluciones que podríamos haber evitado.


Los establecimientos no están obligados a hacer rebajas. Si las hacen, supone que en sus productos realizan un descuento, pero esto en ningún caso puede mermar los derechos del consumidor.


Diferenciar las zonas con los artículos rebajados y los que no lo están. De lo contrario el establecimiento podría incurrir en una estafa. 


El etiquetado, bien claro. En el etiquetado debe aparecer el precio anterior y el nuevo, con el porcentaje de descuento que se ofrece.


Imprescindible conservar el ticket de compra. Para hacer cualquier devolución o reclamación es obligatorio presentar el ticket de compra, que es un elemento de prueba y representa un documento contractual entre el vendedor y el comprador.


Hojas de reclamaciones. Si existe algún problema en la compra, a la hora de hacer la devolución o en cualquier otra circunstancia dentro de la relación vendedor-comprador en la que no hemos quedado satisfechos, podemos acudir a la hoja de reclamaciones, compuesta por tres hojas autocopiativas. Una de ellas para el establecimiento y las otras dos para el consumidor, que debe guardar una y la otra entregarla a una asociación de consumidores, como Consumuss, o a la Dirección General de Sanidad. 


Política de devolución. El establecimiento debe establecer su política de devolución. Antes de comprar es importante que nos digan cuáles son sus condiciones a la hora de devolver el producto. Y ante la duda, siempre preguntar.


Devoluciones. Existen dos tipos de devoluciones: cuando el producto es defectuoso, en cuyo caso el vendedor tiene la obligación de cambiarlo por otro igual o parecido o devolver el dinero, o si el producto no es de nuestro agrado y queremos devolverlo, depende de la política del establecimiento y sus condiciones. Lo que nunca varía, bajo ninguna circunstancia, es la garantía: la de los bienes adquiridos nuevos es de 2 años, independientemente del valor del producto, y la de bienes de segunda mano, de 1 año.


miércoles, 19 de junio de 2013

AGENCIAS DE VIAJE ONLINE O TRADICIONALES


Con las vacaciones de verano cada día más próximas, muchos son los que ya han comenzado a echar cuentas para ver como adaptan su presupuesto a una escapadita. Y aunque muchas son las personas que, lamentablemente, no pueden permitirse un viaje de desconexión y relax, muchos otros ya comienzan a elegir destino de vacaciones con sus compañeros de viaje.
Pero, ¿cómo reservarlo? Muchas personas han dejado de fiarse de las ofertas de particulares en la red por motivos de desconfianza ante la posibilidad de caer en las redes de los estafadores. La otra opción más segura que queda son las agencias de viaje. Solo queda que decidas entre las agencias online y las tradicionales. ¿Acaso una ofrece más ventajas que la otra?
El auge de las agencias online

Gracias al “boom” del comercio electrónico, las agencias online están teniendo mucho tirón. Podemos encontrar un amplio abanico de alternativas de agencias online con tan solo un clic y sin moverte de casa ¿Qué otras ventajas tiene?

Un factor que suele coincidir en quienes recurren a las agencias online es el económico. El precio determina hoy en día casi todas las elecciones del consumidor, y en la Red, por lo general, se pueden conseguir planes muchos más baratos.
El tiempo del que disponemos es bastante limitado, por lo que la facilidad de acceder a un servicio de una agencia online es un punto a su favor. Solo basta con tener un ordenador y conexión a Internet, echarle una horitas y reservar el viaje.
Y si quieres información adicional sobre el destino, el hotel, puedes adquirir información de fotos, chats, canales, debates, etc… donde encontrarás respuesta a todas tus dudas.
Además, si ya eres fiel comprador a alguna agencia, seguro que te premiarán por tu afiliación, de forma que te concedan puntos o descuentos, con los que el viaje te saldrá más barato.
Como veis, las ventajas de la agencia online son muchas y variadas (acceder a mayor número de ofertas, variedad de viajes, navegas con tranquilidad, no dependes del horario de la tienda física…) No obstante, siempre hay que tener cuidado y visitar webs de fiabilidad.
Ventajas agencias tradicionales

La principal fortaleza de este tipo de agencias es el asesoramiento personalizado que recibes. Al profesional de la sede le informarás de todos los requisitos que quieres que tenga tu viaje, y ellos te orientarán y te harán todas las aclaraciones pertinentes. Además pueden aconsejarte lugares que visitar, la mejor forma de llegar al lugar elegido, etc.

Del mismo modo, no solamente tendrás acceso a adquirir un viaje, sino también vuelos, entradas, excursiones, etc… Dispondrás de una serie de servicios extras que pueden hacer mucho más diferenciada tu compra.
Otro punto muy a favor de las agencias tradicionales y que yo valoro mucho es la posibilidad de tener un contacto inmediato ante posibles incidencias en el viaje.
Deberás valorar cada una de las ventajas que ofrecen ambas alternativas. En general podemos decir que te decantes más por las agencias online cuando buscan un viaje económico y sencillo, y por las tradicionales si requieres un trato personalizado y profesional.
¿Es el fin de las agencias de viaje tradicionales?

¡Para nada! Aunque si es cierto que tienen un fuerte competidor ante el cual habría que tomar ciertas estrategias competitivas con el objetivo de sobrevivir en un futuro.

¿De qué manera podrían resistir las agencias tradicionales? Dado que las agencias online ofrecen un producto con un precio más asequible, y menos diferenciado, las agencias tradicionales podrían especializarse en mayor medida, ofreciendo un producto más diferenciado que no se puede encontrar en las redes.
Cierto es que ahora con la crisis “lo que se lleva” es lo barato pero, siendo reales, sigue habiendo muchas personas que demandan una atención personalizada y un trato profesional, un producto a medida para ellos y la garantía de un servicios excelente durante el viaje.

viernes, 26 de abril de 2013

FIN A LAS ALTAS TARIFAS DE LOS 902


¿Estafa o negocio? Cuantas veces nos hemos podido hacer esa pregunta cuando nos ha tocado llamar a un 902. Llamar al departamento de atención al cliente para la resolución de incidencias, hacer una reclamación…. Muchas son las situaciones en las que nos hemos vistos obligados a llamar a un 902, cabreándonos y estando atentos a los minutos que pasaban con el fin de que la llamadita nos saliera lo menos cara posible.
Pero este pequeño negocio dejará de ser una fuente de beneficios para los empresarios, tal y como lo recoge el anteproyecto de la Ley para la Defensa de los Consumidores y Usuarios. Tras esta medida, además de adaptar la normativa de consumo española a la directiva comunitaria, las empresas quedan obligadas a que sus números prefijados por el 902 tarifen como una llamada normal.
No obstante es un anteproyecto que aún tiene que tomar luz. Aunque hace un año ya el Gobierno de Mariano Rajoy impulsó un decreto ley mediante el cual las empresas eléctricas se veían obligadas a dar un servicio de atención telefónica gratuito, muchas empresas siguen escondiendo sus teléfonos con tárifas estándar.
Esperemos que no se quede en un simple golpe de aire dicha medida, ya que debería ser ilegal ganar dinero a costa de las consultas de los usuarios. ¿Os habéis llevado alguna vez alguna sorpresa en la factura telefónica debido a estas llamadas? ¿Habéis exigido que os cedieran otro número al que llamar?

lunes, 18 de marzo de 2013

COMO LIBRARSE DE UN CRÉDITO AL CONSUMO


Una vez tenemos un crédito a consumo y hemos decidido salir del mismo, existen una serie de puntos que tenemos que tener en cuenta a la hora de devolver este tipo de préstamos anticipadamente.
Aunque devolver anticipadamente un crédito al consumo puede significar un esfuerzo fuerte, existen algunos temas que tenemos que tener en cuenta si queremos salir con éxito de la operación.
Lo primero es saber quién es nuestro interlocutor con claridad. Aunque parezca obvio, existe quién cree tener una deuda con el vendedor, cuando en realidad lo tiene con una entidad especializada en este tipo de préstamos.
 Cuanto antes lo hagamos mejor. El interés compuesto hace maravillas por nuestros ahorros a largo plazo, pero también hace que el ahorro de intereses de un préstamo de amortización francesa (como suelen ser la mayoría de los préstamos). Dado que el motivo principal para devolver anticipado el crédito al consumo suele ser ahorrar intereses, lo mejor es hacerlo lo más pronto posible.

Conocer los intereses también es fundamental. Si tenemos varios una de las formas más estratégicas puede ser empezar devolviendo antes el préstamo con mayores intereses.

Existen créditos al consumo subvencionados por el vendedor (coches, vacaciones, etc…) a interés cero o muy bajo. En ese caso el ahorro no es tal ya que podríamos tener se dinero depositado a plazo fijo generando intereses a un riesgo prácticamente nulo.

Existe la creencia de que la comisión de amortización anticipada puede hacer que no compense devolver el préstamo lo antes posible. Esto es poco probable, porque la Ley 16/2011 limita a un 1%, 0,5% si el periodo restante para devolver el préstamo es inferior a un año.

Establecerse un plan de ahorro para alcanzar la cantidad adecuada es fundamental. Podemos por ejemplo renunciar a algunos gastos prescindibles y depositar esa cantidad en una cuenta para tal efecto, o incluso en un bote en la cocina. De esa forma es más fácil visualizar el fin del sacrificio que estamos haciendo.

Por último la devolución anticipada de un préstamo al consumo será más efectiva si continuamos ahorrando las cantidades con el objetivo de tener efectivo con el que devolver las próximas compras.

DIA MUNDIAL DE LOS DERECHOS DE CONSUMIDORES Y USUARIOS, 15 DE MARZO

¿Qué  significa este día?
Este día nos sirve para hacer un recordatorio a todo el mundo, no solo a las personas físicas, sino a empresas, instituciones y Administración del papel tan relevante que tienen consumidores y usuarios en nuestra sociedad, para q se les tenga en cuenta y se protejan sus derechos.
El Día Mundial de los Derechos del Consumidor ha de servir cada año para recordarnos la importancia de nuestros derechos y los mecanismos para su defensa.
Sin duda hacer un llamamiento a la población para recordar que a pesar de la crisis “consumidores y usuarios no podemos bajar la guardia y dejar que se vulneren nuestros derechos; y que durante todos los días del año debemos actuar como consumidores responsables y solidarios, para ejercitar nuestros derechos a la hora de adquirir o contratar bienes y servicios".
¿Por qué  se conmemora en esta fecha?
Para recordar el discurso que el 15 de marzo de 1.962, pronuncio el Presidente de los Estados Unidos John F. Kennedy, donde por primera vez se puso en marcha en todo el mundo las políticas de protección al consumidor.
Por primera vez el consumidor fue considerado un elemento fundamental dentro del proceso productivo, se reconoció su relevancia política y se instó a las instituciones a arbitrar medidas para la protección de sus derechos. 
¿Existe algún reconocimiento institucional de los derechos del consumidor, a nivel internacional y por supuesto a nivel nacional?
El 9 de abril de 1985, la Asamblea General de las Naciones Unidas adoptó las Directrices de la ONU para la Protección de los Consumidores, declaración de derechos que hoy goza de reconocimiento internacional: 

A nivel nacional, La Constitución de 1978 en su artículo 51 se refería a la defensa de los derechos de los consumidores.

Desarrollo de este artículo fue la Ley 26/1984 de 19 de julio, General para la Defensa de los Consumidores y Usuarios, la cual fue reformada por la Ley 44/2006 de 29 de diciembre, de Mejora de la Protección de los Consumidores y Usuarios. 

Por último, tenemos el Real Decreto Legislativo 1/2007 de 16 de noviembre aprobó el Texto Refundido de la Ley General de Defensa de los Consumidores y Usuarios. 

¿A grandes rasgos, que reconocimiento se hace respecto de los derechos de consumidores y usuarios, a nivel global?
1) Derecho al acceso a bienes y servicios básicos esenciales, como alimentos, ropa, vivienda, salud, educación y salubridad. 

2) Derecho a la protección contra productos y procesos peligrosos. 

3) Derecho a recibir información para una elección correcta y protección contra publicidad deshonesta o confusa. 

4) Derecho a escoger productos y servicios a precios competitivos con la seguridad de una calidad satisfactoria. 

5) Derecho a ser escuchado y estar representado en la elaboración y ejecución de una política gubernativa y en el desarrollo de productos y servicios. 

6) Derecho a recibir una reparación adecuada por quejas justas, incluyendo compensación por información engañosa, bienes defectuosos o servicios insatisfactorios. 

7) Derecho a la educación de los consumidores para efectuar elecciones seguras de bienes y servicios, y ser conscientes de los derechos básicos de los consumidores y cómo hacerlos efectivos. 

8) Derecho a un ambiente saludable para vivir y trabajar. 
¿Qué recomendaciones puedes hacernos para la mejora de la información, defensa y protección de consumidores y usuarios?
Adviertir a todos los ciudadanos de la importancia de estar bien informados, recordando que tienen a su disposición la Asociación de Consumidores y Usuarios CONSUMUSS, donde les podemos asesorar y ayudar a tramitar la resolución de cualquier conflicto que tengan o que les surja. Nos puede encontrar en www.consumuss.es y en la sede de la Asociación en la calle Marqués de Mendigorría nº 3  2º B de Toledo, y en el teléfono 925 22 66 41.